Blog

  • Eficiencia Energética en licitaciones públicas

Eficiencia Energética en licitaciones públicas

licitaciones publicas

El mes de marzo ha empezado con muchas noticias interesantes, el pasado 5 de marzo se celebró el día de la eficiencia energética donde cada vez la gente estás más concienciada de que hay que cuidar nuestro planeta.

Sabías que el CO2 (dióxido de carbono) es responsable del 81,2% de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Y la energía es responsable del 78% de las emisiones de gases de efecto invernadero, mientras que el transporte de un tercio.

Por eso la eficiencia energética es un tema muy importante en la actualidad. Desde el pasado 9 de marzo ha entrado en vigor la Ley 9/2017 en Contratos del Sector Público y que ya se venia hablando desde Noviembre de 2011.

Esta ley es muy interesante porque por primera vez se incorpora la eficiencia energética como uno de los criterios cualitativos que el órgano de contratación puede establecer para adjudicar licitaciones públicas.

Los contratos ya no son adjudicados según precio, sino que con esta nueva ley se tendrá en cuenta la calidad de la oferta.

(Artículos 145, 146, 147 de la LCSP) Adjudicación

“Se determinan dos grandes clasificaciones de criterios:

  1. Por su naturaleza, se distingue entre criterios económicos y criterios cualitativos. Los económicos, o criterios relacionados con los costes son el precio o un planteamiento basado en la rentabilidad como por ejemplo el coste del ciclo de la vida. Los cualitativos son la calidad (que incluye valor técnico, características estéticas y funcionales, accesibilidad, diseño universal, características sociales y características medioambientales), la organización, cualificación y experiencia del personal adscrito al contrato y el servicio posventa. Pues bien, se exige que los criterios cualitativos supongan, al menos, el 51 por ciento de la puntuación, en los contratos de servicios del Anexo IV así como en los contratos que tengan por objeto prestaciones de carácter individual.”

 

Además, se introducen unas normas más estrictas para controlar las denominadas ofertas “anormalmente bajas” y que serán rechazadas por no cumplir las obligaciones en materia medioambiental, social o laboral “

Si eres buen arquitecto esta ley viene perfecta, y no solo a ti sino a todo el mundo en general. Ya que como comentamos en el post de energy news, la energía más barata es la que no se consume.

 

Post relacionado: 5 Estrategias para ahorrar energía en tu edificio

 

Nosotros definimos eficiencia energética como gastar menos energía para abastecer tus propios consumos, y no ahorro de dinero (aunque hacerlo te conlleve un ahorro en tu factura)

 

Para mejorar esta eficiencia debes tener en cuenta muchas variables que pueden afectar al edificio.

¿Estás gastando más energía de la necesaria? ¿Sabes cuanta energía consumes?

Puedes mirar tu consumo a través de la web de tu distribuidora eléctrica.

 

¿Tienes unos aislamientos preparados para mantener el calor y frio del edificio?

Si cambias las ventanas o aíslas tu fachada con un buen aislante seguramente reduzcas tu consumo energético de climatización y calefacción en más de 30% fácilmente

Otra forma de conseguir mejorar la eficiencia de un edificio/nave industrial, es instalando energía solar para autoconsumo y producir tu propia energía (aunque esta no sea una medida directa de eficiencia energética, ya que seguirás consumiendo la misma energía, pero producida de forma limpia y respetuosa con el medio ambiente.

 

Te recuerdo que Quetzal ingeniería está a tu servicio ante cualquier tipo de duda o problema que te surja en temas de Proyectos de instalaciones y simulaciones HULC y Proyectos de energía solar para conseguir una mejor eficiencia y calidad de tu proyecto.

Puedes contactar con nosotros a través del chat en línea, mandarnos un correo a info@quetzalingenieria.es o llamar al 966 377 960