El agua es un recurso valioso e imprescindible para nuestra vida. Tú no podrías vivir sin agua, yo tampoco, ni ninguno de los seres vivos que habitan este mundo. Pero tengo una mala noticia, como todo recurso natural es finito, limitado, y hay que usarlo con conciencia, sin derrocharlo y sin ensuciarlo.

Es decir, que tienes que poner coto al consumo de agua en tu casa o tu negocio y, además, evitar ensuciarlo para que ese agua se pueda reutilizar. Por suerte, empresas como Riuvert te ofrecen productos que puedes añadir a tu casa o edificio y así poder limpiar y reutilizar este líquido elemento consiguiendo ahorrar y no contaminar.

En este post encontrarás algunos trucos, dispositivos y consejos para ser más respetuoso con el medio ambiente y con tu bolsillo y poder gestionar mejor tu consumo de agua.

¿Gastas mucha agua?

Sin entrar en el gasto de agua a nivel industrial, que es muy importante y debe estar completamente gestionado, seguramente no sepas cuánta agua estás gastando cada día en tu casa, en el uso cotidiano del lavabo, la ducha o el fregadero.

Como conocer los datos es el principio de la conciencia te doy unos cuantos:

  • Una lavadora gasta de 40 a 60 litros de agua por lavado.
  • El lavavajillas de 6 a 18 litros en cada uso.
  • Si friegas a mano puedes gastar hasta 100 litros.
  • Para cocinar usas unos 1 litros por persona.
  • Cada minuto en la ducha gastas entre 8 y 15 litros de agua por minuto y si te bañas tirarás al desagüe unos 200 litros.
  • Limpiando la casa de media gastas 15 litros diarios.
  • Lavarte las manos te supondrá un gasto de 1,5 litros al día.
  • La cisterna del baño tiene 10 litros.

¿No crees que mucha de esta agua vertida al desagüe la podrías evitar? Te decimos algunos trucos.

Trucos para ahorrar agua en tu casa

Como tu casa puede ser muy diversa y tiene muchas estancias te voy a contar algunos trucos para que ahorres agua en el baño, en la cocina y en el jardín, si eres de los afortunados que tiene jardín.

Todos estos consejos son válidos también para tu oficina o empresa, ¿o es que allí no gastas agua?

¿Cómo puedes ahorrar agua en tu baño?

En tu mente seguro que tienes una imagen del baño como un local húmedo y donde usas mucha agua. Es por eso por lo que empiezo por aquí, porque del baño nadie sale sin derrochar un poquillo de agua y esto lo queremos cambiar.

  1. Añade a todos tus grifos reductores de caudal o aireadores. Estos mezclan aire con el agua manteniendo la presión y te permitirán ahorrar casi un 50%.
  2. Repara las fugas de tu inodoro o grifos inmediatamente. Cada gota que cae es secar un poco nuestros ríos.
  3. Limita la cisterna del váter. Si tienes una cisterna de doble descarga mejor, pero si no, puedes colocar una bolsa de agua llena dentro de la misma y reducir el volumen de la misma.
  4. No tires papeles al inodoro. No tu taza no es la basura que tendrás en otro lado, estás gastando y contaminado el agua sin necesidad.
  5. Una ducha mejor que un baño, eso sí que el agua corra aproximadamente 5 minutos para no derrochar. Si te duchas más de 10 minutos, mejor báñate.
  6. Reutiliza el agua gastada hasta que llega caliente a tu ducha. Pon un cubo bajo el grifo y usará para fregar el suelo, regar plantas o para el inodoro.
  7. Cierra el grifo mientras te enjabonas o mientras te lavas los dientes o duranta el afeitado. ¿Realmente necesita que corra el agua?
  8. Si tarda mucho en llegar el agua caliente a tu lavabo y quieres gastarte un poco de dinero haz una instalación de recirculación de agua caliente para que llegue de manera instantánea. Un dispositivo como el Aqua Return, fácil de instalar, te ayudará a derrochar menos agua.

¿Cómo ahorro agua en la cocina?

El otro punto con agua de tu casa es la cocina, en todas las casas hay cocina. En ella cocinarás, evidentemente, y también lavarás la vajilla y, posiblemente, limpiarás la ropa. Pues veamos cómo puedes comenzar a reducir tu consumo de agua.

  1. El primero es obvio, el mismo consejo que en los baños, usa reductores de caudal en tus grifos.
  2. Cierra el grifo mientras enjabonas los platos y vasos. Ahorrarás incluso más llenando un cubo para aclarar.
  3. Lava las verduras y las frutas en un cuenco, bol o recipiente y no bajo el grifo.
  4. No uses el grifo para descongelar los alimentos. Además de que es más saludable otros métodos de descongelación evitarás gastar agua.
  5. Llena siempre la lavadora y el lavavajillas a la máxima capacidad, así tendrás que ponerlos menos veces.
  6. Cuando tienes ollas y sartenes con restos de comida secos ponlas a remojo antes de fregarlas, así evitarás tener que frotar mucho y ahorrarás agua.
  7. Si tienes que cambiar los electrodomésticos mira bien la etiqueta y cómpralos de alta eficiencia. Esta etiqueta mide tanto el consumo de energía como el de agua.

¿Cómo reduzco mi consumo de agua en mi jardín?

Si tienes plantas en tu casa también tendrás que usar agua para regarlas. Son seres vivos y tienen que beber. Así que ahorrar agua se ha dicho.

  1. Aprovecha el agua de la lluvia. Y hazlo de dos formas, primera, pon variedades autóctonas que estén acostumbradas al clima de tu localidad y pon algún recipiente para poder usar esa agua, luego hablaremos más de ello.
  2. Las horas más frescas las mejores para regar. Si hace mucho calor se evaporará el agua más rápido.
  3. Evita la evaporación del agua. Puedes poner un acolchado o mulching en tus plantas y, si tienes piscina, tápala cuando no la estés usando.
  4. Ten cuidado con las fugas, revisa tu instalación frecuentemente.
  5. Riega por goteo para gastar 5 veces menos que por aspersión.

¿Quieres ensuciar menos el agua?

Evacuar el agua que te sobra limpia también es una ayuda al medio ambiente y al bolsillo de todos, pues los tratamientos de agua son caros y consumen energía. Para ello lo primero que tienes que hacer es contaminarla poco y yo te recomiendo estos pasos.

  1. Las pinturas y los disolventes están prohibidos tirarlos al desagüe. Son compuestos químicos muy contaminantes.
  2. Tampoco es bueno el uso de desatascadores químicos que incluso pueden dañar tus tuberías.
  3. El aceite se tira en botellas a los contendores que los gestores ponen por tu localidad, nunca por el desagüe ya que es una grasa que contamina mucho el agua.
  4. Por supuesto, no tires al váter bastoncillos de los oídos, compresas, cigarrillos ni nada que no sea el papel higiénico de hacer tus necesidades.
  5. Pon rejillas en los desagües para evitar que los restos de comida se vayan por las tuberías.
  6. Utiliza detergentes y jabones que sean amables con el medio ambiente, sin fosfatos.

¿Puedo reutilizar el agua?

Sí, alguna del agua que gastas la puedes reutilizar, pero te harán falta algunos equipos para ello.

Por ejemplo, el agua de la ducha, el lavabo o la lavadora es bastante limpia, solo lleva jabón, pues puedes recuperarla y usarla para llevar las cisternas de los inodoros o para regar si les haces un tratamiento adecuado. También puedes reutilizar el agua de la cocina, pero el tratamiento será más costoso al haber restos de comida y grasas.

Además puedes recuperar el agua de la lluvia. Podrás recogerla en depósitos y usarla para riego cerrando así un círculo, que es a lo que deberíamos llegar, a una economía circular en la que todo producto tenga posibildidad de muchos usos. ¿Te apuntas?

Aquí verás tratamientos de aguas

Última actualización el 2019-08-18 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Está presentación de producto se ha realizado con AAWP plugin.